Salud | barbijos | Cuarentena | Passaglia

Passaglia, barbijos y multas. Ventaja y oportunismo

Barbijos, cuarentena y una oportunidad recaudatoria. La desobediencia a la cuarentena tiene consecuencias judiciales, no tiene previstas multas

El intendente Passaglia no sólo obligará a usar barbijos en todo el partido de San Nicolás, sino que con fines recaudatorios multará a quién no los use con montos que van desde los 10.000 hasta los 100.000 pesos.

Otra “burrada”, como nos advierten, contra la opinión de la OMS y La Provincia. Pero la competencia de los intendentes por “hacerse notar en la emergencia” los lleva a inventar cualquier medida marketinera.

Vimos que durante el fin de semana muchos ya usaron barbijos y pocos tapabocas; y todos saben que si todos los habitantes de la ciudad compran barbijos dejaría sin barbijos a parte del sistema de salud que los requiere, sin embargo el municipio no lo entiende así.

Un tema que preocupa y alarma tiene que ver con las multas. La desobediencia a la cuarentena tiene consecuencias judiciales, no tiene previstas multas. Sin embargo para éste intendente la vidriera importa más que la salud.

Politiquería barata con la salud de la población, aseguran.

El municipio de San Nicolás avocado y empeñado en beneficiarse económicamente y sacar rédito político a partir de la cuarentena, no sólo no dudó en enviar a sus trabajadores en la cuarentena a cortar innecesariamente el pasto del cantero central de barrio Somisa, cuando hay pastizales en tantos puntos de la ciudad; no dudó en enviar trabajadores a exponerlos sin tapabocas a repartir impuestos y tasas, sino que además puso en blanco sobre negro la falta de cuidados y protección para quienes realizan tareas al servicio de la comuna, como por ejemplo los cooperativistas a los que no se les proporcionó ninguna protección.

La administración Passaglia mira el lado económico de la cuarentena y deja en evidencia las riesgosas condiciones en que los trabajadores comunales desarrollaron sus labores durante la cuarentena. Quizás todas estas acciones puedan pensarse como "delitos contra la salud pública", pero será sin dudas un tema judicial.

El intendente Passaglia utiliza la cuarentena para fumigar sólo el centro de la ciudad, dejando al resto del partido sin medidas de control de vectores o prevenir la pandemia.

La OMS desaconseja el uso masivo de barbijos; recomienda que si una persona no está enferma, no hace falta que use barbijo. Es recomendable que lo utilice el enfermo o la persona con síntomas para proteger a los demás. Una medida de mayor eficacia para prevenir el contagio es evitar tocarse la boca, la nariz y los ojos hasta tanto no se higienice las manos.

El intendente Passaglia más allá del decreto que obliga al uso de barbijos a partir del lunes 13 de abril, no indica ni previene sobre el uso correcto de un tapaboca o barbijo, por esa razón dejamos en consideración las recomendaciones de la OMS cuando se usa barbijo o tapaboca.

La OMS no obliga,recomienda:

En caso de optar por el barbijo, es imprescindible usarlo y desecharlo correctamente:

• Póngase el barbijo cuidadosamente de modo que esta cubra la boca y la nariz, y ajústelo ceñidamente para que no haya huecos entre la cara y la mascarilla.

• Procure no tocarlo mientras lo lleva puesto

− siempre que toque un barbijo, por ejemplo, al quitárselo o lavarlo, aséese las manos lavándoselas con agua y jabón o usando un desinfectante para las manos a base de alcohol.

• Tan pronto como el barbijo se humedezca, cámbielo por otro que esté limpio y seco.

• No vuelva a usar los barbijos desechables.

Dejá tu comentario