Passaglia | fondos | Gestión

Desvío de fondos. Una historia repetida por la Dinastía Passaglia

La historia que todos olvidan como si fuera un nuevo escándalo. No es nuevo que la familia que desde el 2011 gobierna la ciudad de San Nicolás, desvíe fondos.

Desvío de Fondos y una gestión de mala reputación. Ya lo dijimos en el 2013; luego en el 2017 y ahora en el 2020, todos parecen asombrarse de la historia de la familia Passaglia en el poder. Para Diario la Verdad no es novedad. Qué nos van a hablar de amor...!

Escándalo es el Pedido de indagatoria, el lavado de dinero y el enriquecimiento ilícito de la que no puede escapar la familia que nadie se atrevió a denunciar, salvo nuestro medio.

Un poco de historia. En el 2013 y con varias observaciones a la gestión Passaglia por el Tribunal de cuentas, el destino o la suerte que corren algunas gestiones, tienen que ver con los amigos que se cosecharon a lo largo de la vida política de los que siempre vivieron del Estado.

San Nicolás ocupaba en septiembre del 2017 el séptimo lugar en la lista de municipios transparentes. Ahora bien, ¿puede llamarse transparente a una gestión que sufrió un pedido de indagatoria por parte del fiscal Di Lello respecto a la causa de desvío de fondos de la gestión Passaglia al frente del municipio?. Aún hoy no se pudieron encontrar los 4 millones sin transparentar; un Rafán inhabilitado para los concejales cerrado bajo siete llaves que sólo tienen los concejales oficialistas y amigos, un presupuesto sin aprobación del concejo en el año 2014, compra de hectáreas para un autódromo y un predio ferial, (que luego sería el autódromo) y podemos agregarle varias irregularidades en el boletín oficial tantas veces incompleto, pero éramos transparentes.

En aquella época, a ningún medio local le sonaba escandalosa la realidad de una familia a la que le crecía el patrimonio proveniente de las arcas del estado. Como siempre señalamos, se trata del enriquecimiento con el dinero público en la provincia a costa del dinero de todos los contribuyentes que hicieron rica a una familia.

¿Que le quedaba, se preguntaba Diario la Verdad en el 2017, a los municipios que no compran tierras, les aprueban los números, no desvían fondos, el Rafan existe para consulta de los concejales y los precios de licitaciones o contrataciones directas pueden conocerse? pero claro, en aquel entonces, todos silenciaban los presuntos delitos y estafas de la gestión.

“La investigación arrojó que el intendente Ismael Passaglia desvió fondos, utilizándolos para otros fines, que el Gobierno nacional, en forma conjunta con la Provincia, le envió al municipio para palear la emergencia educativa”, confió a La Tecla el fiscal de la causa, Matías di Lello.

El representante del Ministerio Público de San Nicolás aseguró que “el jefe comunal recibió más de seis millones de pesos del llamado Fondo Educativo. De ese monto, 2.249.874 pesos fueron utilizados para pavimentar una calle que se encuentra en la costanera, que linda con un barrio de alto poder adquisitivo, en un contexto donde las escuelas del distrito tienen serios problemas edilicios”.

Di Lello apuntaba por aquellos días: “La comunidad educativa, desde hace tiempo, le viene reclamando al alcalde que se involucre en los temas de la educación, y luego de anoticiarse que existían tales fondos, insistieron en el reclamo”.

Hoy Manuel Passaglia, continúa con la misma política, el tan mentado desvío de fondos con la que acostumbra la dinastía a estafar. ¿Y a quién le asombra? a los mismos que no decían ni dijeron nada desde el 2013 hasta hoy.

Dejá tu comentario